7.7.15

Mestiza.

Título Original: Half Blood.
Autor: Jennifer L. Armentrout.
Año de Publicación: 2011.

Mestiza, es el primer libro de la saga Covenant que consta de cinco (5) libros, una historia corta y una precuela. De géneros juvenil, fantasía urbana y mitología, esta saga tiene como protagonista a Alexandria Andros, una mestiza que lo dará todo por alcanzar lo que quiere.




¿Serías capaz de matar a alguien que amas? 
Los Hematois provienen de la unión entre dioses y mortales: y los hijos de dos hematois de sangre pura tienen poderes divinos. En cambio, los hijos de hematois y mortales, no. Los mestizos solo tienen dos opciones: entrenar para ser centinelas, cazando y matando daimons, o convertirse en sirvientes en la casa de los puros. Alexandria prefiere arriesgar su vida luchando antes que limpiar retretes, aunque de todas formas, puede que termine en los barrios bajos. 
Hay reglas muy estrictas que los estudiantes del Covenant deben seguir. Álex tiene problemas con tosas, pero especialmente con la número 1: "Las relaciones entre pura sangre y mestizos están prohibidas". Por desgracia, Álex se siente atraída por Aiden, un pura sangre irresistible. Aunque enamorarse de Aiden no es su mayor problema: mantenerse viva hasta su graduación en el Covenant y llegar a ser centinela sí lo es. Si no cumple con su deber, se enfrentara a un futuro peor que la muerte o la esclavitud: se convertirá en un daimon y Aiden será su cazador. 


En el mismo instante que me entere de que la saga Covenant pertenecía a Jennifer L. Armentrout, salí casi volando a leerla. En realidad pensaba encontrarme con algo muy parecido a la saga de Lux, pero tuve una muy buena impresión al ver que no fue así. 
Esta historia se encuentra narrada en primera persona a través de los ojos de Alexandria, una mestiza que después de tres años fuera de su vida normal, vuelve a enfrentarse a ella, pero ahora con muy poca experiencia teniendo en cuenta los avances que debería llevar. 
Álex es una de las pocas protagonistas de libros que realmente me agradan. Es fuerte, valiente, inteligente y a pesar de lo que pueda estar pasando no se deja de nadie; en pocas palabras tiene una personalidad explosiva, en el buen sentido. Me encanta, que no sea la típica chica que va y busca los problemas pero que al final siempre tienen que salir salvando. Al contrario, ella siempre lucha, y a lo largo de esta primera entrega no se mostró para nada débil. Desde el principio entro luchando, siendo fuerte, intentando una y otra vez superarse. Nunca dependió realmente de nadie. 

"Entonces toma ese odio y haz algo con él, Álex. Usa el odio. No te quedes ahí sentada como si no hubiese esperanza para ellos, para nosotros"

Aiden fue otro personaje que me encanto y del que no me esperaba precisamente la personalidad que tiene. Hablo de que es un puro y sin embargo trata a todos por igual, es el mejor en lo que hace, inteligente, fuerte y (redoble de tambores, muchachos¬¬) no es arrogante y es muy maduro. Aplausos, muchacho. Nos salimos del típico personaje masculino que regularmente me gusta y nos adentramos en otro tipo un poco menos frecuente pero que sin embargo me termino encantando.
El tipo de relación que se desarrolla entre estos dos personajes es un poco (no totalmente¬¬) cliché. Bueno, nos hablan nuevamente de un amor prohibido, pero a diferencia de muchas otras historias, estos dos lo saben desde el principio, y saben que lo que sienten puede terminar en un futuro muy mal.
Siguiendo con la relación de Álex y Aiden, debo decir que con solo el primer libro, se ha posicionado entre mis parejas favoritas. No tengo muy claro el por qué, pero siento que es una pareja que más adelante me llegará a impresionar de una manera muy grata.

"¿La abuela Piperi? Miré con desdén. Piperi era una vieja loca que supuestamente era el oráculo. Los puros creían que tenía contacto con los dioses. Yo creía que con lo que contactaba era el alcohol."

Hubieron muchos personajes secundarios, algunos más importantes que otros. Otros que solo hacían de relleno. Pero sin duda mis favoritos fueron Seth y Caleb.
Seth, es el Apollyon, un ser que aunque es mestizo tiene aún más poder que tres puros juntos, me  encanto la seguridad de este personaje, que siempre aparece donde quiere (Bueno, es el Apollyon y nadie puede contra él¬¬), Pero más que nada, me encantan sus ojos color ámbar, y bueno, debo decir que siempre he sentido cierta debilidad por los hombres con ese color de ojos. Y de Caleb, me encanta que sea tan fiel con Álex, que aunque otros le den la espalda él siempre este allí. Por ella, no por lo que hace cierta persona en la historia (¡Eh! Casi spoileo) 
No sé porque a lo largo de la historia, me imagine a todos los personajes masculinos tan sexys, y gracias a mi amiga Imaginación, no podía dejar de babear por todos y cada uno. Me oyeron chicos, me traen loca. 
La historia me saco algunas risitas. Tengo que decir que Alexandria es todo un personaje. No sé de dónde se le ocurría a veces tanta bobada, pero es un factor que me gusta mucho; hace el libro más ligero y entretenido para leer. Bueno, es imposible no amar a esta protagonista.

"Mientras continuaba mirándome, ocurrió algo. Empezó como una débil línea formándose en sus brazos, trasformándose en un color negro puro según llegaba a sus dedos. Entonces, de repente, la fina línea que cubría el color dorado de su piel cambió y pasó a convertirse en un montón de dibujos serpenteantes. El tatuaje se movía y cambiaba, entando por su camiseta y extendiéndose por su cuello hasta que intrincados dibujos cubrieron el lado derecho de su cara. Esas marcas significaban algo. El qué, no lo sabía. Cuando pasó a nuestro lado, mi respiración se entrecortó."

Además de eso, la historia esta llena de acción, un poco de misterio, también dolor y Hematois y mestizos sexys. Una trama que te mantiene encantado y un buen trasfondo de romance prohibido. Y... Tiene referencias de Harry Potter, tenía que decir eso porque últimamente todo lo que leo tiene referencias de Harry Potter.
Sigamos, tenía muchas expectativas para este libro, y creo que cumplió con todas y cada una de ellas, pero no las supero, no me dio más de lo que yo ya esperaba. Y creo que esto es raro tratándose de Jennifer, porque con Lux ella siempre me dio más de lo que imaginaba.
En realidad, de la historia no encuentro algo que me disguste realmente, todo me parece debido a las circunstancias bien desarrollado. No tengo hasta ahora ninguna queja.
Finalizando, debo decir que estos finales como siempre, me llenan de mucha intriga. La autora sabe como hacer para dejarme realmente deseando saber más; razón por la cual inmediatamente termine esta entrega, me vi luchando por conseguir el segundo.
Lo recomiendo, porque es un libro que me hizo pasar por muchas emociones. Sinceramente lo único que no pude hacer fue llorar, pero supongo que más adelante Jennifer me sorprenderá (como siempre hace¬¬) y me pondrá a llorar como la niñita que soy. También porque tiene todas las cosas que necesita un libro para que a las personas les guste; posee acción con un trasfondo romántico y esta lleno de intrigas, Chicos, chicas, ¿qué más se puede pedir?

VALORACIÓN.


Los libros de Jennifer me encantan, siempre tienen todo lo que espero y a veces más. Pero en esta ocasión le falto ese "y más" lo que hizo que lo que estaba pasando y lo que se venía fuera más que predecible para mí. 


No hay comentarios:

Publicar un comentario